jueves, 20 de marzo de 2014

martes, 18 de febrero de 2014

El ahorro energético según Steven Vromman

Steven Vromman es un belga conocido como “low impact man”. Él está experimentando durante un año con reducir al máximo su huella ecológica. Tiene un blog: http://lowimpactman.wordpress.com/
Tras una excedencia de seis meses del trabajo para investigar maneras para reducir el impacto que como ser humano tiene sobre el planeta, este vecino de Gante de 48 años se puso manos a la obra. En primer lugar, apartó el coche de su vida y apostó por el transporte público y la bicicleta. Bajó la calefacción de su casa hasta los 15° de máxima. Revistió sus puertas y ventanas con material aislante, así, asegura, ha sido como más energía ha logrado ahorrar.
Pero también, en lo que a alimentación se refiere, ha cambiado sus costumbres. Ni va de gurmet ecologista, ni come carne o pescado que medioambientalmente son muy costosos de producir. Compra los vegetales directamente a los agricultores locales y el resto de alimentos son orgánicos o biológicos (por cierto, no me gustan nada estas denominaciones, ¿no es al fin y al cabo, y a pesar de pesticidas y demás, toda la comida de origen orgánico o biológico?). Congelados y productos procesados, descartados. Los pocos envases que tiene, los reutiliza.
Se fue de vacaciones con sus dos hijos a Suecia pero no emitió ni un sólo gramo de CO2: ¡lo hizo en velero! Por lo que respecta al agua, ahí todo mi reconocimiento porque, en Bélgica, que yo sepa, agua justamente no les falta. Atención que el tipo sólo usa agua del grifo para beber y para cocinar. ¿Que cómo se ducha? ¡Se ducha con un barreño con agua de lluvia, y con jabón vegetal!
A los que creáis que lo que ha hecho este tipo es retroceder unos cuantos siglos de evolución humana, deciros que os equivocáis. El señor tiene ordenador, móvil y mini-cadena. Carga la batería que los alimenta pedaleando en una bicicleta estática con dínamo incorporada.
Steven, durante años consultor para empresas en temas medioambientales, se ha dado cuenta a raíz de su experiencia “low impact” que el movimiento ecologista no puede conformarse con sólo dar cifras, que tiene que aprender nuevas formas de vida, y que tiene que dar ejemplo. Por otro lado, a nivel personal, asegura que “el que más gana con la vida de bajo impacto soy yo. Es más sano, más barato, más tranquilo, mejor”.

martes, 21 de enero de 2014

Tesla y la electricidad inalambrica

En 1905, un equipo de trabajadores de la construcción en la pequeña aldea de Shoreham, Nueva York trabajaron para erigir una estructura verdaderamente extraordinaria. Durante un período de varios años, los hombres lograron ensamblar la estructura y el cableado para la Torre Wardenclyffe de 57 m. de altura, a pesar de las importantes insuficiencias presupuestarias y un par inconvenientes de ingeniería. El proyecto fue supervisado por su diseñador, el excéntrico e ingenioso inventor Nikola Tesla (10 julio 1856 – 7 enero 1943). En lo alto de su torre se alzaba una cúpula de cincuenta y cinco toneladas de metales conductores, y debajo de ella se extendía un sistema de ‘raíces’ de hierro que penetraban más de 300 metros en la corteza terrestre. “En este sistema que he inventado, es necesario para la máquina, para obtener un agarre de la tierra”, explicó, “de lo contrario, no podría sacudir la tierra. Hay que tener un agarre … de modo que el conjunto de la esfera pueda temblar”

La finalidad de esta estructura única era cambiar el mundo para siempre.


Los inventos de Tesla:
La tecnología de corriente alterna.
La corriente alterna era mucho más práctica y segura que la corriente directa de Edison.
En 1900 fue ampliamente considerado como el mejor ingeniero eléctrico de Estados Unidos. Esta reputación se vio reforzada por sus otras innovaciones importantes, entre ellas la bobina de Tesla, el transmisor de radio, y las lámparas fluorescentes.
En 1891, Nikola Tesla dio una conferencia para los miembros del Instituto Americano de Ingenieros Eléctricos en la Ciudad de Nueva York, en donde él hizo una sorprendente demostración. En cada mano sostenía un tubo de descarga de gas, una primera versión de la bombilla fluorescente moderna. Los tubos no estaban conectados a ningún cables, pero no obstante, brillaban intensamente durante su demostración. Tesla explicó a los atónitos asistentes que la electricidad estaba siendo transmitida a través del aire por el par de láminas metálicas que rodeaban el escenario. Luego pasó a especular cómo se podría aumentar la escala de este efecto para la trasmisión inalámbrica de información y energía sobre un área amplia, quizás incluso sobre toda la Tierra, aplicando su teoria de la conductibilidad de la tierra y la ionosfera.


En 1900, el famoso financista JP Morgan fue fascinado por las convicciones de Tesla tras leer un artículo en la revista Century, en el que el científico describe una red global de torres de alta tensión que algún día podrían controlar el tiempo, retransmitir texto e imágenes de forma inalámbrica, y ofrecer electricidad en todas partes a través de la atmósfera. Morgan, con la esperanza de capitalizar el futuro de la telegrafía sin hilos, inmediatamente invirtió US $ 150,000 para trasladar el laboratorio de Tesla de Pike’s Peak-Colorado, a Long Island para la construcción de una planta piloto para el “World Wireless System“.Tesla decia:
“Tan pronto como termine, será posible para un hombre de negocios en Nueva York dictar las instrucciones y que inmediatamente aparezcan escritas en su oficina en Londres o en cualquier otro lugar. Él será capaz de acceder, desde su escritorio, y hablar con cualquier otro suscriptor de teléfono en el mundo, sin cambio alguno en el equipo existente. Un instrumento barato, no más grande que un reloj, permitirá a su portador escuchar en cualquier lugar, en, mar o tierra, música o una canción, el discurso de un líder político, la dirección de un eminente hombre de ciencia, o el sermón de un pastor elocuente, siendo dicho en otro lugar, por muy distantes que se encuentren. De la misma manera cualquier imagen, carácter, dibujo o impresión pueden ser transferidos de un lugar a otro. Millones de estos instrumentos pueden ser operados con una plante de este tipo. Más importante que todo esto, sin embargo, será la transmisión de energía, sin necesidad de cables, que se mostrará en una escala lo suficientemente grande como para llevar a la convicción. “
En esencia, la red eléctrica mundial de Tesla fue diseñada para “bombear” al planeta con electricidad entremezclada de las corrientes telúricas naturales que se mueven a través de la corteza terrestre y de los océanos. Al mismo tiempo, torres como la de Wardenclyffe arrojarían columnas de energía en bruto hacia la amigable ionosfera cincuenta millas arriba. Para aprovechar este conducto energético, las casas de los clientes estarían equipadas con una conexión a tierra enterrada y una antena esférica relativamente pequeña en el techo, creando una vía de baja resistencia para cerrar el gigante circuito de la Tierra-ionosfera. Buques oceánicos podrían utilizar una antena similar para extraer energía de la red en el mar. Además de electricidad, estas corrientes podrían llevar información a grandes distancias mediante la construcción de radio frecuencias junto con la energía, de forma similar a la tecnología moderna para enviar datos de alta velocidad de Internet a través de líneas eléctricas.
Si se hubieran podido o querido concretar los proyectos de Tesla, la electricidad gratis y comunicación inalámbrica hubieran estado en vigencia ya en la década de 1920.
En 1917describió la técnica de radar. 
En 1928, a la edad de setenta y dos años, presentó una de sus últimos patentes, en la que describe una ingeniosa máquina voladora ligera que fue un precursor temprano para el actual Vertical Short Takeoff and Landing (VSTOL) de aviones como el V-22 Osprey.Nikola Tesla murio en 1943; gran parte de su conocimiento se fue con él a la tumba.
Algunas investigaciones modernas y cálculos apoyan la afirmación de que la electricidad inalámbrica de Tesla no sólo es factible, sino que incluso podría haber sido una alternativa superior a la red extensa y costosa de las líneas eléctricas que cruzan nuestro mundo actual.
Si Wardenclyffe se hubiera llevado a cabo sin interrupción, Tesla habría podido conseguido una vez más alterar el curso de la historia. Acceso inmediato a la energía, la información, cilindros fonográficos piratas y fotos lascivas de fulanas en cueros en el TeslaNet pudieran haber dado inicio a la era de la información casi un siglo antes de lo previsto, por lo que el mundo de hoy sería un lugar muy diferente. Tal vez algún día podremos disfrutar del futuro que Tesla imaginó, aunque un poco tarde.
Fuente: damninteresting.com

jueves, 25 de julio de 2013

Qué energía se empleaba en la antigüedad

La civilización humana cayó del Tipo III al Tipo 0


Lo que se denomina "Prehistoria" es un gravísimo ERROR que ahora va a ser corregido.
Nuestros antepasados alcanzaron  muy altos niveles de civilización, y la evidencia está escrita en nuestro ADN; nuestro cerebro da para mucho más que los criterios de una pobre civilización 0.

La Escala de Kardashov es un método propuesto en 1964 por el astrofísico ruso Nikolái Kardashov para medir el grado de evolución tecnológica de una civilización. Tiene tres categorías, llamadas Tipo I, II y III, basadas en la cantidad de energía utilizable que una civilización tiene a su disposición, que se incrementan de manera exponencial.
Estas categorías también están basadas en el grado de alineación con los fenómenos del espacio. En términos generales, una civilización de Tipo I ha logrado entender y aprovechar los flujos de energía de su planeta de origen (caza, pesca, recolección, estaciones del año y sus productos, navegación a vela y por las corrientes marinas, etc.); Tipo II emplea la energía proveniente de su Sol; agricultura, sistemas de riego, etc.), y Tipo III rige su medida de tiempo por las constelaciones.
La civilización humana se encuentra actualmente (año 2012) alrededor de 0,72, con los cálculos que sugieren que podemos alcanzar el estado de Tipo I en unos 100-200 años, de Tipo II en unos cuantos miles de años, y de Tipo III entre unos 100.000 a un millón de años.
No se trata sólo de la luz y energía mecánica; las medidas incluyen la energía mental colectiva, la energía social para los propósitos, y el alcance del interés por el conocimiento verdadero y las obras significativas.

Hace 11.550 años el deshielo produjo una catástrofe de alcance mundial.

Seis mil años después otra catástrofe la hizo retroceder aún más.

miércoles, 24 de julio de 2013

Energía del Punto Cero

 
La energía del punto cero es en física la energía más baja que un sistema físico mecano-cuántico puede poseer, y es la energía del estado fundamental del sistema. El concepto de la energía del punto cero fue propuesto por Albert Einstein y Otto Stern en 1913, y fue llamada en un principio "energía residual". La expresión es una traducción del alemán Nullpunktsenergie. Todos los sistemas mecano-cuánticos tienen energía de punto cero. La expresión surge como referencia al estado base del Oscilador armónico cuántico y sus oscilaciones nulas[cita requerida]. En la teoría de campos cuántica, es un sinónimo de la energía del vacío o de la energía oscura, una cantidad de energía que se asocia con la vacuidad del espacio vacío. En cosmología, la energía del vacío es tomada como la base para la constante cosmológica. A nivel experimental, la energía del punto cero genera el efecto Casimir, y es directamente observable en dispositivos nanométricos.
Debido a que la energía del punto cero es la energía más baja que un sistema puede tener, no puede ser eliminada de dicho sistema. Un término relacionado es el campo del punto cero que es el estado de energía más bajo para un campo, su estado base, que no es cero.
Pese a la definición, el concepto de energía del punto cero y la posibilidad de extraer "energía gratuita" del vacío han atraído la atención de inventores independientes.
http://es.wikipedia.org/wiki/Energ%C3%ADa_del_punto_cero

viernes, 16 de noviembre de 2012

El triángulo de las Bermudas

Este no es el único triángulo marítimo mortal. En nuestro planeta existen doce zonas «negras», que registran hechos anómalos.

Son seis en el Hemisferio Norte y seis en el Hemisferio Sur. Se dice que son zonas que coinciden con avistamientos de ovnis.
¿Y por qué los estamos incluyendo en un blog de Energía?

La onda escalar 4 D se acopla al campo 3 D terrestre en la forma de torbellino magnético, y con tal energía que provoca los terremotos.
Pedro Gaete Valenzuela - ingeniero de la Universidad de Chile- indica que todos los sismos que ocurren en el planeta de forma natural son producidos por interrelación de estas ondas de 4 dimensiones.
HAARP trabaja detectando en qué parte del mundo se establece esa interrelación en cada momento.
La fundación Keshe hace solo un mes ha liberado gran tecnología para el uso de energía infinita a partir de modelos de plasma y de electromagnetismo.